viernes, marzo 11, 2016

CAMBIANDO DETALLES DE MI VESTIDOR




¡Buenos días! En el post de hoy os quería enseñar los pequeñitos cambios que he hecho en mi vestidor. Todavía quiero cambiar alguna cosita más, pero quería haceros un pequeño adelanto. Como sabéis este verano pude cumplir mi sueño de tener un vestidor. No es un súper vestidor, ni un vestidor pinterest, ya que lo tuve que adaptar a un presupuesto bajito y a una idea que pudiese reutilizar cuando, algún día, ya no estemos en este piso. Pero ¡oye! es mi vestidor (que bien suena ¿no? jajaja) Aquí os dejo el post donde podéis ver como estaba y os explico como lo hice paso a paso, para quien lo quiera cotillear y darle ideas.




Pues bien, que me en rollo como las persianas (uufff aquí edito, que acabo de terminar el post y no sabéis bien lo que os espera, jajaja, no pensaba que iba a ser tan largo). El primer cambio que quería hacer era el poner todas las perchas iguales. Esto es un punto que veo fundamental en un vestidor, ya que esta todo a la vista. Porque si no son todas las perchas iguales, da un aspecto de, no se, desordenado, dejado... no sé muy bien que palabra usar. En un principio iba a ponerlas todas de madera blanca (que a lo tonto con toda la ropa es un pico) hasta que encontré estas perchas en Tiger, que gritaban mi nombre, negras, sencillas, y lo mejor ¡¡baratísimas!! Las venden en packs de 5 por un euro. Así que no me lo pensé y cargue con ellas. Puestas no me pueden gustar mas. La visón es mucho más despejada porque no ocupan tanto espacio, y dan ese puntito que tiene mi casa. 





(Truqui: Para que no se os resbale la ropa poner unas gomas elásticas en los laterales, estas de toda la vida, yo reutilizo las que traen las espinacas ¡probarlo! es fantástico este truco) 


Otra cosa nueva es la estantería HYLLIS de Ikea. Esta estantería la tenía en la cocina, pero en navidades construí un aparador y un estante para tener más espacio de almacenaje, y esta estantería la iba a colocar en la galería para dejar a mano las pinturas y herramientas de trabajo. Pero se me ocurrió pintarla de blanco y ponerla en el vestidor con los zapatos de más a diario (en el dormitorio tengo un armario con los de otras estaciones, de menos uso o más formales) ya que los tenía en el suelo, y al entrar era demasiada cosa. Ahora al tener el suelo despejado da un aspecto más limpio y grande.



La zona de la cómoda ha cambiado mucho. No lo he enseñado, pero la madera la oscurecí, luego la oscurecí un poco más, luego la pinté blanca, la envejecí... un popurrí donde no encontraba mi gusto exacto. Por lo que al final decidí quitar la madera y sustituirla por madera de pallet con barniz incoloro, para darle esa claridad del principio, pero con ese punto rustico que tiene toda la casa. La deco cambia cada x tiempo, pero nunca la saturo mucho por tener la ropa a la vista, y no de sensación de agobio. Unas pocas láminas, una velita, una plantita para dar un poco de vidilla y un plato donde tener ordenados los perfumes. La verdad es que desde que los tengo aquí les doy mucho más uso que cuando lo tenía en el baño, os recomiendo mucho esta idea.


Las láminas ya sabéis que las podéis conseguir en mi pinterest. El plato y la planta con la maceta son de Ikea. La vela de primark.



Una de las cosas que con el tiempo veía que no terminaba de funcionar era el tocador. Día a día fue llenándose de más y más cosas, bueno realmente el vestidor entero, jajaja (es un peligro hay que tenerlo todo ordenado, sino puede llegar a ser un caos). Porque cada vez dejaba más maquillaje encima, cuando en un principio solo quería un par de botes para las brochas, y luego el resto en el primer cajón de la cómoda. Así que opte por hacer limpieza y dejar lo básico, comprar unos organizadores de metacrilato transparente para despejar la vista y pintar el espejo blanco para dar más luminosidad. Ya que el espejo negro aunque no lo parezca en las fotografías, junto los antiguos botes oscurecía mucho la habitación. Ahora aunque hayan pequeños detalles negros (marcos, silla, perchas) está mucho más luminosa y en concordancia con el resto de la casa. No me gusta tener cada estancia de una manera diferente.



También he añadido unas lucecitas en el espejo. Y reutilizado vasitos de velas para las brochas. Las lucecitas son de Leroy Merlin de estas navidades, por lo que no creo que las encontréis, pero en primark venden luces cobre. Los organizadores de metacrilato los he visto muy baratos en Leroy. Yo como en su día me compré allí el de los labiales, que va en un pack con la cajita de al lado (aquí) compré la cajonera en un bazar, pero tenéis un modulo conjunto como el mio también. 






¿Qué os parece? ¿Tenéis alguna sugerencia? Soy toda oídos. Todavía quiero incorporar alguna cosa, como es por ejemplo algún cuadrito encima de la estantería de los zapatos, poner una caja de almacenaje blanca en la balde de los bolsos y quitar el cesto, o hacer una pequeña mesita para sustituir la balda del tocador. Ahhh y añadir una luz, porque por la noche no veo ni un ¡pimiento! jajaja.

Espero que os haya gustado, y como siempre haberos dado alguna idea o enseñado alguna cosilla que os haya entrado por el ojillo¡Nos vemos la semana que viene!


Bss
Image and video hosting by TinyPic

5 comentarios:

  1. Pues te esta quedando genial! Yi creo que añadiría una alfombra de pleito largo, porque no me gusta nada tener los pies fríos para vestirme... Jejeje

    ResponderEliminar
  2. Pues te esta quedando genial! Yi creo que añadiría una alfombra de pleito largo, porque no me gusta nada tener los pies fríos para vestirme... Jejeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jejeje si quiero poner la de ikea que es imitación, pero como ya esta llegando el calorcito la dejare en la lista de deseos para el otoño :)

      Eliminar
  3. Que chulo!!!
    Es que eso de tener un vestidor es como ser Carrie Bradshaw,jiji! Vamos que yo estaría encantada de poder tener uno.
    El truco de las perchas es tan de verdad. Ver miles de perchas de diferentes materiales y colores lo hacen más desordenado.
    Y para el maquillaje yo también utilizo el metraquilato, pero solo dejo lo del día a día. Lo otro en el cajón, porque sino estaría el tocador demasiado lleno (y eso que tampoco tengo tanto).
    Vamos, que te ha quedado perfecto :-)
    Un beso y feliz fin de semana!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja no llego a see carrie, pero mola mil tener un vestidor! Ya no tenho problemas para encontrar las cosas, esta casa es muy chiquitina y lo necesitaba. El tocador todavia lo tengo que ordenar, sigue habiendo demasiadas cosas! Jajaja un besito

      Eliminar

Blogging tips